Juan Pablo Monge: "Si se agregaran paños en La Dehesa todos invertirían"

Para el gerente general de Inmobiliaria Desco, Juan Pablo Monge, la ampliación del límite urbano de Santiago es una buena noticia pues ayudaría a mantener a raya la exponencial alza en los precios en la Región Metropolitana por la falta de terrenos para levantar desarrollos inmobiliarios.

¿Qué percepción tiene respecto de la modificación al Plan Regulador y la posibilidad de expansión del límite urbano?

Creo que es algo bueno, porque es una manera de generar suelo a un precio menor. Por ley de oferta y demanda, la lógica dice que debería aparecer suelo de menor valor que el que tenemos hoy día en la ciudad. Además, la modificación generada por la autoridad plantea algunas condiciones de desarrollo de viviendas sociales y áreas verdes, lo que ayuda a que finalmente esas iniciativas se hagan.

¿Cuán atractivo es para los desarrolladores?

Es algo de largo plazo. No va a hacer algo que va a impactar a corto andar. Al no ser terrenos para viviendas caras, los incentivos inmobiliarios privados para desarrollar infraestructura son más bajos y más lentos.

Desde ese punto de vista, si se hubiese agregado hectáreas en La Dehesa estarían todos dispuestos a invertir. Sin embargo, para viviendas económicas y sociales, es finalmente el gobierno el que se tiene que meter la mano al bolsillo para generar las condiciones para que los inmobiliarios vayan a esos terrenos a construir las casas.

¿Cuáles serían entonces las ventajas de la modificación lanzada por la autoridad y recientemente aprobada por la Contraloría?

Creo que frena un poco el alza de los suelos. En la medida que esta modificación no se aprobaba, la cantidad de hectáreas urbanas disponibles iban bajando. Sin embargo, mientras esos paños no estén disponibles, la gran mayoría de los que desarrollamos viviendas medias y sociales buscamos paños para hacer entre 100 y 500 casas, pero no podemos desarrollar una zona de mil hectáreas. Por lo mismo, creo que los desarrollos se van a demorar.

En la modificación se plantea que los desarrolladores tienen que hacerse cargo de las conexiones menores en estos barrios.

Eso siempre es así, pero en el fondo se comienza a armar un puzzle, donde las calles quedan cortadas por otro desarrollador que dice que va a hacer su proyecto en cinco años. Entonces, los desarrollos inmobiliarios quedan incompletos.

Entonces, ¿es necesario que el siguiente paso sea que la autoridad planifique esos desarrollos?

Es necesario. Si el Estado logra que esta normativa vaya acompañada de ciertas inversiones; que se devuelvan de alguna manera para así poder generar las vías estructurales, las aéreas verdes y las zonas de equipamiento, de modo que las empresas inmobiliarias devuelvan parte de la plusvalía que les va a generar estos desarrollos y así se logre acelerar el proceso de urbanización.

Cuando se dice que la expansión del límite podría estabilizaría los precios del suelo, ¿se trata de un efecto restringido?

Veo que el efecto será cero en las comunas de Santiago centro hacia la cordillera y veo un efecto real en toda la zona cercana a la parte que se está expandiendo. Pero pese a ello, sigue siendo una buena medida porque se agrega suelo en los sectores donde más se necesita y a menor precio.

¿Qué medida es necesaria para hacer frente alza de los precios en las comunas dentro del anillo Vespucio?

Estas comunas están un poco hipotecadas por el poder que tienen los vecinos con sus votos, con lo cual se ha restringido la densificación. Eso es lo que provoca el alza de los precios dada la escasez. Por eso es necesaria una autoridad central que defina planes para la densidad de las comunas. Pero tiene que ser una autoridad que no dependa de los votos municipales.

En esta zona se encuentran las ultimas novedades y noticias relacionadas a Empresas Desco.